¿Cuáles son las diferencias entre los peelings químicos y los exfoliantes mecánicos en el cuidado facial?

Los peelings químicos y los exfoliantes mecánicos son dos tipos diferentes de productos utilizados para eliminar las células muertas y mejorar la textura de la piel. He aquí las principales diferencias entre ellos:

Peelings químicos:

  1. Mecanismo: Los peelings químicos utilizan compuestos químicos como alfahidroxiácidos (AHA), betahidroxiácidos (BHA) o enzimas para aflojar y eliminar las células muertas de la piel.
  2. Efecto: Eliminan las células muertas, estimulan la renovación celular y mejoran el aspecto de la piel. También pueden ayudar a tratar el acné, la pigmentación y las líneas de expresión.
  3. Tipos de piel: Los exfoliantes químicos pueden formularse para distintos tipos de piel y problemas cutáneos. Están especialmente indicados para pieles sensibles, ya que suelen ser más suaves que los exfoliantes mecánicos.
  4. Profundidad de la exfoliación: Según el tipo de peeling químico, la exfoliación puede ser superficial o más profunda. Algunos peelings requieren cierta precaución, ya que pueden sensibilizar la piel.
  5. Aplicación: Los peelings químicos se aplican sobre la piel y se dejan durante cierto tiempo antes de aclararlos o neutralizarlos.

Exfoliantes mecánicos:

  1. Mecanismo: Los exfoliantes mecánicos utilizan partículas físicas o sustancias como azúcar, sal o cáscaras molidas para eliminar las células muertas de la piel por frotamiento.
  2. Efecto: Disuelven físicamente las células muertas, alisan la textura de la piel y la dejan suave y fresca al instante.
  3. Tipos de piel: Los exfoliantes mecánicos pueden ser adecuados para pieles normales a grasas. Deben utilizarse con precaución en pieles sensibles o con inflamación para evitar irritaciones.
  4. Profundidad de la exfoliación: La exfoliación con productos mecánicos suele ser más superficial que con los peelings químicos. Sin embargo, frotar demasiado fuerte puede irritar o dañar la piel.
  5. Aplicación: Los exfoliantes mecánicos se aplican sobre la piel húmeda y se masajean suavemente con movimientos circulares. A continuación, se aclaran con agua.

Ambos métodos tienen sus ventajas y sus inconvenientes. Los exfoliantes químicos suelen ser más adecuados para pieles sensibles y pueden conseguir resultados más profundos, pero requieren precaución y a veces cierto tiempo de recuperación. Los exfoliantes mecánicos son más fáciles de usar, pero pueden causar irritación cutánea si se utilizan incorrectamente. La elección entre ambos depende de las necesidades, sensibilidad y preferencias de su piel.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *